PORTAL PYME - Fideicomisos Financieros

Ley N° 24.441 y Normas CNV

Adicionalmente a la posibilidad de emitir títulos de deuda o acciones en forma directa o “en cabeza” de la Pyme, la PME CNV o un conjunto de ellas, pueden actuar como “fiduciantes” -una de las dos partes esenciales del contrato de fideicomiso- a efectos de poder financiar sus operaciones o inversiones en cabeza de un “Fideicomiso financiero (FF)”, es decir un fondo o patrimonio separado de la empresa, incluso se lo denomina como “financiamiento fuera del balance”.

 

A efectos de crear un Fideicomiso Financiero, los fiduciantes deben transferir activos, derechos y/o flujos de fondos futuros cuya titularidad les corresponda, a favor de un Fiduciario financiero -la otra parte esencial-, quien administrará dichos bienes a favor de los “beneficiarioso adquirentes de los valores negociables fiduciarios emitidos en el marco del fideicomiso financiero.

 

El importe neto de la colocación de los aludidos valores fiduciarios podrá entregarse a los fiduciantes como contraprestación por la transmisión por ellos efectuada; pudiendo obtener así la disponibilidad inmediata y en efectivo de sus recursos.

 

El Fiduciario debe ser una entidad financiera o sociedad autorizada por la Comisión Nacional de Valores (CNV), identificado como fiduciario financiero (vease la sección Fiduciarios en la web del organismo). Los valores negociables emitidos por el Fideicomiso Financiero (FF) podrán ser valores representativos de deuda (VRD) fiduciaria (de renta fija, similares a un bono) o certificados de participación (CP) (de renta variable), según representen deuda o de una participación en el patrimonio del fideicomiso, respectivamente.

 

Los Valores Representativos de Deuda (VRD) son derechos de cobro de un flujo de fondos futuros según lo producido por el Fideicomiso Financiero (FF), en las condiciones establecidas por el Prospecto de emisión (tasa, plazo, moneda, garantías, etc.). Se encuentran garantizados con los activos del fideicomiso.

 

Por su parte, el Certificado de Participación (CP) otorga un derecho de participación o de propiedad sobre los activos fideicomitidos. Los tenedores de los Certificados de Participación (CP) tienen derecho al cobro del flujo de fondos futuro del Fideicomiso Financiero (FF), una vez cancelados los compromisos asumidos por los Valores Representativos de Deuda (VRD), así como la liquidación del Fideicomiso Financiero (FF).

 

Pueden existir distintos tipos o series de Valores de Deuda (VD) como de Certificados de Participación (CP), con distinta preferencia de cobro y condiciones para los beneficiarios (inversores).

 

Los activos fideicomitidos que los fiduciantes han decidido transferir a favor del fiduciario para que éste a su vez los administre a favor de los beneficiarios adquirentes, pueden ser bienes, derechos y/o flujos de fondos presentes o futuros, entre los que se destacan:

  1. Activos Financieros:i.: títulos de deuda (bonos, letras, obligaciones negociables, debentures y Valores Representativos de Deuda (VRD) o de Capital (acciones, cuotapartes de Fondo Común de Inversión (FCI), Certificados de Participación (CP) de fideicomisos) emitidos por personas del sector público o privado;
  2. Instrumentos Financieros: créditos personales, hipotecarios, prendarios, provenientes de la operatoria de tarjetas de crédito u otros créditos originados por entidades financieras. Créditos comerciales, pagarés, cheques de pago diferido, facturas de crédito y cualquier otro tipo de activo bancario o créditos, incluyéndose, asimismo, al dinero en moneda nacional o extranjera;
  3. Otros Derechos: tales como derechos creditorios de cobro por ventas o exportaciones, derechos a percibir activos que hayan sido cedidos fiduciariamente en garantía, montos creditorios en virtud de pólizas de seguros;
  4. Activos Físicos y Agropecuarios;
  5. Derechos personales y reales sobre bienes inmuebles y muebles.

En mejora de las posibilidades de cobro, los valores fiduciarios pueden contar con otras garantías, entre ellas: asignación de bienes adicionales al fideicomiso de manera que exista una sobre cobertura de riesgos, garantías personales por parte del fiduciante o un tercero, garantías reales y/o afectación de bienes a un fideicomiso de garantía o la conjunción de varias PyMEs como fiduciantes de un mismo FF.

 

En este sentido, existen Fideicomisos Financieros (FF) que cuentan con el aval de una Sociedad de Garantía Recíproca (SGR) sobre la emisión financiera del FF, favoreciendo tanto a los emisores-fiduciantes que podrán obtener financiamiento a una menor tasa de interés, como a los inversores-beneficiarios adquirentes, ya que el instrumento reducirá su riesgo de no repago. El Fondo de Garantía esta orientado aquí a empresas Pymes que son socias partícipes de la SGR y cuyo aval mejorará las opciones de financiamiento de las primeras (Resolución 212/2013).